15 octubre 2012

Cinta de escalar!

Es el nombre que reciben estos artilugios domésticos para la escalada.
Hace tiempo que se fabrican, pero yo no los conocía. Adoptan el sistema de las cintas de correr pasivas, aquellas que se mueven con tu propio impulso. Así no necesitan motor, las puedes ajustar con mayor o menor resistencia para configurar la velocidad. También puedes variar la inclinación y la posición de las empuñaduras. Es una práctica forma de entrenarse sin salir de casa o del gimnasio. Podéis echar un vistazo del funcionamiento en el video a continuación.
Pese a no tener comparación con la escalada al aire libre, parece muy práctico para los entrenamientos. No hace falta construir muros de 30 metros para poder practicar. Hay varios tamaños y precios, los podéis ver en su web.
Me gustaría probarlas
¿A vosotros?
Site | Brewersledge





No hay comentarios:

Publicar un comentario